Litigio Nacional

Compartir en  

Consejo de Estado condena al Ejército Nacional por la muerte de Álix Fabián Vargas Hernández
La CCJ hace un llamado especial a las autoridades a que se dé pronto cumplimiento de la sentencia, especialmente frente al restablecimiento del buen nombre de Álix Fábián

Miércoles 03 de octubre de 2018

En decisión fechada el pasado 30 de agosto, el Consejo de Estado condenó a la Nación, en cabeza del Ministerio de Defensa y del Ejército Nacional, por la desaparición forzada y el asesinato del joven Álix Fabián Vargas Hernández. Este ciudadano fue encontrado muerto en Onzaga (Santander) el 8 de agosto de 2008, lejos de su vivienda habitual en Tunja, de donde partió una semana antes, atraído por una oferta de trabajo, junto con otros jóvenes que fueron conducidos en bus a su destino fatal. El Ejército lo presentó falsamente como muerto en combate y se pretendió dejar su caso impune en la justicia penal militar. Actualmente la investigación penal cursa en la Fiscalía 88 de Bucaramanga. Había nacido en Bogotá 25 años antes en un hogar constituido por sus padres y tres hermanas.

Para la Sección Tercera del alto tribunal, resultó inaceptable que la muerte de Álix Fabián haya sido consecuencia de un combate. Las contradictorias versiones de los hechos que ofrecieron los militares, la falta de accionar de un arma por parte de la víctima, el poco respaldo investigativo de los documentos que justificaron la operación militar, entre otros aspectos, constituyeron elementos esenciales para la declaratoria de responsabilidad. 

En consecuencia, se ordenó la reparación integral de sus familiares, a través de medidas como el ofrecimiento de disculpas públicas a la familia y la publicación de una nota de prensa en un diario de circulación nacional, donde se haga explícito que Álix Fabián murió como consecuencia de una ejecución extrajudicial y no de un combate con grupos insurgentes.

En contraste con lo anterior, el pasado 27 de septiembre los familiares de Álix Fabián asistieron a una nueva cita judicial, en la cual se realizaría audiencia de formulación de imputación contra  el Sargento Segundo Jimmy Bejarano Beltrán, el Soldado Profesional (S.P.) Pedro Rodríguez Pedroza, el S.P. Freddy Moreno Rodríguez y el S.P. José Plinio Ortiz Ortiz, militares adscritos al Grupo de Caballería No. 1 “José Miguel Silva Plazas” que presuntamente participaron en el asesinato del joven bogotano.

Sin embargo, tal y como había ocurrido el 18 de julio de este mismo año, los mencionados militares no asistieron a la diligencia y el juez de control de garantías no adelantó la misma. En días pasados y ante nueva información sobre la ubicación de estas personas, la Fiscalía solicitó una nueva audiencia para efectos de formular la imputación, la cual se llevará a cabo el próximo 19 de octubre en Bucaramanga.

Cabe recordar que los hechos en que fue desaparecido y asesinado Álix Fabián han sido puestos en conocimiento de la Jurisdicción Especial para la Paz, para que hagan parte del Caso 003 denominado “Muertes ilegítimamente presentadas como bajas en combate por agentes del Estado” y del caso referido al sometimiento del General (R) Mario Montoya Uribe, comandante del Ejército Nacional para la fecha de los trágicos sucesos.

La Comisión Colombiana de Juristas hace un llamado especial a las autoridades a que se dé pronto cumplimiento a las medidas de reparación, especialmente al restablecimiento del buen nombre de Álix Fábián Vargas Hernández, así como a que se imparta justicia por los graves crímenes cometidos en su contra.